Inicio / Embarazo / Durante Embarazo / Octavo mes de embarazo y sus cambios más notorios

Octavo mes de embarazo y sus cambios más notorios

Califica este post

En el octavo mes de embarazo, se siguen presentando ciertos cambios corporales en la madre, además a la dificultad creciente de realizar las actividades ordinarias se añade el nerviosismo porque todo salga bien, y como las posibilidades de moverse son menores, es más fácil caer en pensamientos repetitivos, dudas y temores.

Ya falta poco para tener el bebé en brazos, es posible que aparezcan contracciones más intensas y que continúe saliendo calostro por los pezones.

Octavo mes de embarazo semana a semana

Semana 32

Ya el cerebro del bebé está prácticamente formado, los órganos y sistemas más importantes del bebé están bastante desarrollados y los pulmones pueden ya tener suficiente cantidad de surfactante, lo que quiere decir que están casi listos para respirar en el mundo exterior.

El bebé además sigue creciendo en longitud y sigue acumulando grasa que lo protegerá al momento de pasar a través del canal del parto y para termorregulación fuera del útero.

El volumen sanguíneo de la madre ha aumentado entre un 40 y 50% por la demanda de sangre que exigen tanto la madre como el bebé.

Muchas madres comienzan a tener mayor densidad en el vello corporal y en el cabello, esto también se debe a la acción de las hormonas y desaparece después del parto.

octavo mes de embarazo

Semana 33

Durante esta semana él bebe continúa aumentando de peso y de longitud; alcanzando los 43 centímetros y pesando alrededor de 2 kilogramos.

Ya el aparato digestivo comienza a funcionar con normalidad, continua formando el meconio que es expulsado después de su nacimiento. Si las expulsa antes es un signo de que ha perdido su bienestar, y además es malo que su piel y ojos entren en contacto con el meconio.

Los bebés que para esta fecha no se encontraban en posición cefálica suelen hacerlo en el octavo mes de embarazo.

La madre sigue sintiéndose más pesada, los dolores de espalda y lumbagos aparecen con más frecuencia. También puede aparecer dolor en la pelvis, ya que los huesos se comienzan a separar y a volverse flexibles preparándose para el momento del parto.

En esta semana el útero alcanza su mayor altura, por lo cual la madre se le puede hacer más difícil respirar y en ocasiones sentir que le falta el aliento.

Semana 34

Durante esta semana el bebé continúa creciendo pero el útero no, por lo que ya comienza a sentirse un poco estrecho, además el bebé recibe de la madre grandes cantidades de inmunoglobulinas y otras sustancias muy necesarias para crear defensas naturales que le protejan de gérmenes fuera del útero materno.

Los pulmones continúan terminando de madurar para estar listos al momento del parto y su piel continúa recubriéndose de vérnix caseosa la cual se hace más densa lo cual facilitara atravesar el canal del parto.

En la mama los cambios no son muchos con respecto a la semana anterior, puede sentirse más cansada por lo que se aconseja descansar lo suficiente, pero también se debe ejercitar un poco y tomar mucha agua.

Es probable que a partir de esta semana los controles prenatales sean más frecuentes ya que comienza la recta final de la gestación.

octavo mes de embarazo cambios

Semana 35

Ya finalizando el octavo mes de embarazo, el lanugo comienza a desaparecer, sus riñones y el hígado están completamente desarrollados y se dedicará a crecer y a ganar peso, aunque el espacio en el que se encuentra cada vez le quede más pequeño.

Ya no flota y no puede dar saltos por el espacio que tiene, pero se sigue moviendo on la misma frecuencia de antes.

En la madre las contracciones ocurre con mayor frecuencia y un poco más intensas, ya que el útero comienza a dilatarse y a acortarse para que, llegado el momento, el bebé pueda salir por él.

También el cartílago blando de tu pelvis empieza a expandirse para que el bebé pueda pasar por el canal vaginal más fácilmente.

Entre esta semana y las dos siguientes, lo más normal es que se tomen muestras de tu vagina y ano para descartar la presencia del streptococo agalactiae que puede formar parte de la flora bacteriana sin causarte ningún síntoma, pero si el bebé se infecta durante el parto puede provocarle una sepsis o infección generalizada.

Semana 36

La piel del bebe se torna más rosada debido a la acumulación de grasa, continúa perdiendo lanugo.

Al final de esta semana, el bebé habrá llegado a término; debido a que los bebés que nacen antes de las 37 semanas se consideran prematuros y los que nacen a partir de esta semana hasta la 40 se consideran nacidos a término.

Con cada contracción, el bebé bajará y se encajará más y más en la pelvis. Además, comenzará a ladear la cabeza hacia ambos lados para hacerse hueco en el cuello del útero materno.

cambios en el octavo mes de embarazo

Ya para esta semana él bebe debe estar posición cefálica, si en lugar de tener la cabeza en la pelvis de la madre tiene los pie es muy probable que el parto sea de nalgas lo que hace más complejo este proceso por vía vaginal, debido a esto los médicos optan por practicar una cesárea por seguridad del bebé y de la madre.

El cuello del útero sigue acortándose y los cambios hormonales siguen favoreciendo que músculos y tendones y ligamentos, internos y externos, alcancen la elasticidad necesaria en el momento del parto.

De esta manera termina el octavo mes de embarazo y los bebés nacidos a partir de la fecha son considerados a término lo cual reduce el riesgo de complicaciones, ya la madre se siente muy cansada y desea pronto que se dé el momento del parto.

Sobre Susana Caballero

Mira también...

causas del síndrome de ciruela pasa

El síndrome de ciruela pasa, enfermedad con mayor incidencia en niños

4 (80%) 1 voto El síndrome de ciruela pasa, también conocido en inglés como Síndrome …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.