Inicio / Alimentos y Suplementos / Piel sana y joven: los nutrientes que no pueden faltar en tu dieta

Piel sana y joven: los nutrientes que no pueden faltar en tu dieta

Califica este post

Una dieta saludable y equilibrada es fundamental para conservar la salud de la piel. Entre las numerosas funciones que cumple la piel en nuestro organismo, destacan:

  • Forma parte de la primera línea de defensa de nuestro sistema inmune, protegiéndonos de microorganismos patógenos.
  • Regula nuestra temperatura corporal.
  • Participa en el intercambio del agua entre el medio externo (ambiente) y el interno.
  • Interviene en la síntesis de la vitamina D, la cual es formada en la piel por acción de la luz solar sobre la misma.
  • Desde un punto estético, es uno de los órganos que más influyen en la imagen corporal de una persona. Refleja el estilo de vida, el paso del tiempo, algunas enfermedades existentes, etc.

 

Piel joven y sana

 

Por todo lo anterior, la nutrición tiene un impacto directo sobre la apariencia y la integridad de la piel. Así como muchas enfermedades en la piel pueden requerir del aporte o restricción de ciertos alimentos o nutrimentos determinados, mantener la piel joven, sana y radiante exige llevar una alimentación consciente que incluya ciertos nutrientes esenciales:

 

Agua

Agua H2O

Desde hace tiempo se ha difundido el papel del agua para mejorar la apariencia de la piel. Por eso, es recomendable que bebas entre 1,5 y 2 litros de agua al día, además del líquido aportado por las bebidas sin azúcar, infusiones, frutas y verduras. No es necesario que sea agua mineral, simplemente tiene que ser agua potable y segura para consumo humano.

 

Ácidos grasos esenciales

Nuestro cuerpo no puede sintetizar el ácido α-linolénico (omega 3) y el ácido linoleico (omega 6), los cuales son esenciales para mantener la integridad de las células que forman la piel. Por lo tanto, debemos incorporarlos a través de los alimentos. El ácido α-linolénico se encuentra en las semillas de lino y de chía, y en sus respectivos aceites, en los frutos secos (nueces, almendras, castañas, etc.), en el pescado (salmón, sardina, arenque). El ácido linoleico se encuentra en las semillas y en los aceites vegetales (de maíz, de soja, de girasol, de canola).

 

Proteínas

Las proteínas son los nutrientes estructurales que construyen y reparan todos los órganos y tejidos de nuestro cuerpo, incluida la piel. Elige proteínas de origen animal, como las provenientes de las carnes (de res, de ave, porcina, etc.), de pescados y mariscos, de lácteos y de la clara de huevo. Si eres vegano/a, tienes que suplementar las proteínas vegetales, combinando cereales (arroz, maíz, avena, trigo) con legumbres (lentejas, garbanzos, habas), o puedes elegir la quínoa, un pseudocereal cuyo perfil de aminoácidos es muy completo. Otros alimentos veganos que aportan proteínas de muy buena calidad son el hummus, el seitán, las semillas de chía, las nueces y las almendras.

 

Betacaroteno (provitamina A) y Vitamina A

El betacaroteno (precursor de la vitamina A) es un compuesto con actividad antioxidante y se encuentra en fuentes vegetales, en las frutas y hortalizas de color anaranjado y en aquellas de color verde oscuro. La vitamina A se encuentra como tal en alimentos de origen animal: manteca, yema de huevo, pescado, hígado, aceite de hígado de pescado. Le confieren suavidad a la piel, participan en la cicatrización y atenúan las arrugas.

 

Vitamina C

Es un potente antioxidante y participa en la formación de colágeno. Junto con la vitamina B3 (niacina) protege a la piel contra los rayos ultravioletas.

La vitamina C se encuentra en los cítricos, en el perejil fresco, en el kiwi, en el tomate, en el pimiento, en las fresas, en las patatas, etc.

 

Vitamina E (alfa tocoferol)

Posee una función antioxidante, retrasa el envejecimiento y mejora la microcirculación de la piel. Sus fuentes alimentarias son: semillas, aceites vegetales, margarina, almendras, aguacate, nueces, pescados, aceitunas, vegetales de color verde oscuro.

 

Nueces - vitamina E

El papel de los antioxidantes en la protección de la salud de la piel

Muchos de los nutrientes esenciales para el cuidado de la piel presentan actividad antioxidante, esto es, neutralizan los radicales libres que causan daño (oxidación) a las células y, gracias a esto, contribuyen a retrasar en envejecimiento y a prevenir numerosas enfermedades. Anteriormente mencionamos como antioxidantes a los betacarotenos, a la vitamina C, vitamina E, los cuales son obtenidos a partir de alimentos y/o suplementos. Existen otros antioxidantes, que son producidos por el cuerpo, como la coenzima Q10, pero que necesita ser suplementada para lograr una piel más sana y bella. Si quieres conocer más acerca del suplemento de coenzima Q10 para mejorar la apariencia de tu piel, haz clic aquí.

 

Una alimentación variada, abundante en líquidos y rica en antioxidantes resulta fundamental para mantener una piel joven y sana.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Sobre Romina Cerutti

Mira también...

prevenir y atenuar las arrugas cuidados salud piel

7 tips para prevenir y atenuar las arrugas

Califica este post ¿Eres de las personas que las arrugas le parecen un símbolo de …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.