Inicio / Alimentos y Suplementos / Fresas: 5 razones para incorporarlas a tu dieta

Fresas: 5 razones para incorporarlas a tu dieta

Califica este post

Las fresas son frutos rojos y, como tales, poseen una textura carnosa y jugosa y un sabor dulce y ligeramente ácido. Además de ser deliciosas, estas frutas tienen numerosas propiedades para la salud que benefician a niños y a adultos por igual.

 

Propiedades saludables de las fresas

Las fresas son una de las frutas que más beneficios ofrecen a la salud y que gozan de gran aceptación gracias a su exquisito sabor.

 

Favorecen la pérdida de peso

Estos frutos aportan un poco más de 30 calorías por 100 gramos, lo cual equivale a 1 taza de fresas frescas. Además de ser muy bajas en calorías, son ricas en fibra por lo que producen saciedad y calman el apetito.
De este modo, estas frutas reemplazan el consumo de alimentos dulces muy ricos en azúcares simples y calorías vacías (por ejemplo, golosinas), y, a su vez, suprimen el apetito y reducen la ingesta total de alimentos a lo largo del día.
Las fresas pueden ser consumidas frescas, cocidas o deshidratadas, pero lo importante es no añadir azúcar refinado si se realizan salsas, batidos o mermeladas con estos frutos, para no sumar un exceso de azúcares y calorías a la preparación.

 

Fresas en desayuno

Hidratan y alivian la retención de líquidos

Las fresas poseen mucha agua (más del 90% de su peso) y pocos azúcares simples, por lo que contribuyen a la hidratación del organismo.
Por otra parte, son prácticamente nulas en sodio y ricas en potasio, un mineral que tiene una función diurética y ayuda a eliminar los líquidos retenidos.

 

Son excelentes fuentes de vitamina C

La vitamina C es esencial para tener un sistema inmune fuerte y para que el sistema nervioso funcione correctamente. También participa en la síntesis de colágeno e interviene en el la utilización de las grasas como fuente energética.
La vitamina C aumenta la asimilación a nivel intestinal del hierro No-Hem, o hierro vegetal, presente en las lentejas, los garbanzos, la espinaca, la acelga, los frutos secos, etc.
Este micronutriente también actúa como antioxidante protegiendo a las células de los radicales libres que causan oxidación, enfermedad y envejecimiento.

 

fresas frescas

 

Las fresas frescas regulan la glucemia

Las fresas contienen muchísimos polifenoles, compuestos que no solo son antioxidantes sino que también regulan los valores de glucosa en sangre (glucemia).
Un estudio llevado a cabo en Quebec demostró que el consumo diario de fresas frescas mejora la sensibilidad de las células a la insulina, es decir, permite que la insulina se pueda unir a los receptores en las células y que la glucosa pueda ingresar a ellas para ser empleada como combustible.
El efecto positivo de la ingesta diaria de una taza de fresas frescas sobre la tolerancia a la glucosa y la sensibilidad a la insulina se asemejó a los resultados obtenidos tras el consumo de metformina, una droga que es insulino sensibilizante. Debido a lo anterior, estas frutas son muy beneficiosas para personas con diabetes.

 

Ofrecen una gran protección antioxidante

Las fresas son excelentes antioxidantes debido a su contenido de vitamina C y de polifenoles, por lo cual son efectivas retrasando el envejecimiento, manteniendo sanos al corazón y al cerebro, y previniendo numerosas enfermedades, entre ellas, las patologías cardiovasculares, las enfermedades neurodegenerativas y el cáncer.

 

Fresas para mantener sano el corazón

Sobre Romina Cerutti

Mira también...

Alimentos para bajar los triglicéridos

10 alimentos que te ayudarán a bajar los triglicéridos

5 (100%) 1 voto Los triglicéridos son el principal tipo de grasa que se encuentra …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.