Inicio / Fitoterapia / Fitoterapia, una terapia eficaz para las enfermedades

Fitoterapia, una terapia eficaz para las enfermedades

Califica este post

La fitoterapia también conocida también como herbolaria, es el uso de plantas naturales con la finalidad de curar, prevenir, tratar algunos síntomas o enfermedades.

La fitoterapia es la primera medicina a la que el hombre recurrió para curar las enfermedades, y de hecho la más experimentada, puesto que antes de los compuestos químicos aparecidos en el último siglo, los fitofármacos y sus principios activos eran el único medicamento que conocía el hombre para recuperar la salud y para prevenir posibles enfermedades.

En realidad, un fitofármaco no es tan diferente de un fármaco convencional. De hecho, casi todos los medicamentos que receta el médico contienen los mismos principios activos que encontramos en las plantas medicinales. La diferencia radica en que los medicamentos sintéticos contienen principios activos que han sido aislados y creados en un laboratorio, mientras que las plantas contienen esos mismos principios activos de manera natural, coactuando con otras sustancias también presentes en la planta que, de hecho, muchas veces funcionan en sinergia potenciando sus efectos.

Remedios de la fitoterapia

La forma de utilización de los diferentes remedios es principalmente en forma de soluciones líquidas o de comprimidos con extractos de la planta, aunque se han empleado tradicionalmente en infusión muchas de las hierbas conocidas. También existen ungüentos, pomadas y lociones para la aplicación tópica de algunos preparados.

Cuando aplicar la fitoterapia

Las aplicaciones de la fitoterapia son innumerables pero alguno de sus usos son

  • Trastornos crónicos: como la depresión, la ansiedad, hipertensión, diabetes, asma, rinitis, artritis
  • Males transitorios no graves: como el embarazo, dermatitis, cefaleas, trastornos menstruales.
  • Alivio de síntomas concretos: tos, picores, astenia, dolor reumático, etc.

Eficacia

La farmacología moderna ha adoptado de la fitoterapia muchos principios activos que actualmente son plenamente utilizados en el tratamiento de las enfermedades.

fitoterapia

Muchísimos de los fármacos existentes tienen principios activos aislados y purificados de determinadas plantas, como:

Digitalis purpúrea: La digital es un medicamento tradicional que se conoce desde el siglo XVIII. Su principio activo, la digoxina, se extrae de las hojas de la digitalis purpurea, una planta extremadamente venenosa si se ingiere.
En dosis controladas, esta toxina contribuye a disminuir la frecuencia cardiaca y mejorar la eficacia de la contracción del músculo cardiaco, aliviando ciertas taquicardias y otros efectos, como la sudoración.
Suele prescribirse tanto en casos de insuficiencias cardiacas como de arritmias. Se administra de forma oral cada 12 horas, controlando cuidadosamente las dosis, dadas su alta toxicidad. Hay que tener en cuenta que algunos medicamentos pueden aumentar la toxicidad de la digital si se administran de forma simultánea.

Atropa Belladonna: Aunque se uso es considerado inseguro, la belladona se utiliza como sedante, para parar los espasmos bronquiales que ocurren con el asma y la tos ferina y como un remedio para los resfriados y la fiebre del heno. También se usa para la enfermedad de Parkinson, los cólicos, los mareos y como un analgésico.
La belladona se utiliza en pomadas que se aplican a la piel para el dolor en las articulaciones (reumatismo), el dolor en las piernas causado por la presión de un disco de la columna vertebral sobre el nervio ciático (ciática) y el dolor de nervio (neuralgia). La belladona también se utiliza en forma de emplasto (gasa impregnada de medicina que se aplica a la piel) para el tratamiento de trastornos psiquiátricos, para un trastorno del comportamiento llamado hipercinesia, para la transpiración excesiva (hiperhidrosis) y para el asma bronquial.

Ephedra major: de la que se extrae la efedrina y otros principios activos de acción en el sistema nervioso autónomo, etc, produce vasoconstricción, lo cual deriva en una contracción de las mucosas inflamadas, Por ello, se emplea como descongestionante nasal en catarros o rinitis, en preparados tópicos o sistémicos.Por su acción vasoconstrictora también se usa en antihemorroidales.

ephedra major

La medicina científica casi nunca emplea sustancias medicinales en su forma vegetal cuando no se puede extraer el principio activo, sin embrago hay ciertos estudios que han sacado ciertas conclusiones con respecto a la eficacia de determinadas plantas medicinales en su forma natural. Las plantas más estudiadas por la medicina científica han sido:

Hipérico: (Hypericum perforatum), también llamada hierba de san juan, se recomienda especialmente para tratar la depresión leve a moderada así como la ansiedad, también es utilizada para la piel por su poder astringente eliminando el exceso de grasa de la cutis, también ayuda a regenerar la piel de llagas y quemaduras.

Ginkgo: (Ginkgo biloba), las hojas del Ginkgo biloba contienen flavonas (quercetol, kenferol, etcétera), lactonas terpénicas (ginkgólidos) y fitosteroles. Poseen efectos venotónicos más que notables, actúan como neuroprotectoras, vasodiladoras a nivel periférico, antiagregante plaquetario, antihemorroidal, diurético y antioxidante.

En la medicina tradicional china, las semillas del ginkgo se han tomado para combatir las flemas en ataques asmáticos y bronquitis, como anti-alérgico, para tratar la incontinencia urinaria, la enuresis infantil, la inflamación de vejiga, la candidiasis vaginal, y como tónico renal y las hojas se han destinado a aliviar trastornos de circulación, inflamaciones reumáticas y problemas de la piel.

Kava: (Piper methysticum), se ha usado en la medicina alternativa como una ayuda  eficaz en el tratamiento de la ansiedad, siendo un remedio que actúa de forma similar .a los medicamentos con benzodiacepinas a bajas dosis.

Otros usos no comprobados con la investigación incluyen la prevención del cáncer, insomnio, depresión, trastorno de déficit de atención, la prevención de los síntomas por abstinencia de sedantes.

Ginseng: (Panax ginseng), e le atribuye capacidad de mejorar la actividad psicomotora y cognitiva cerebral. También hay estudios que parecen demostrar que ayuda a un mejor control de la diabetes tipo II, pero esto es algo que debería confirmarse en estudios futuros.

Passiflora: (Pasiflora incarnata), también conocida como flor de la pasión, Tiene acción analgésica, ansiolítica, espasmolítica e hipnótica suave. Sedante y tranquilizante actuando en la zona motora de la médula espinal y el corazón.

Provoca un sueño similar al fisiológico con un despertar rápido y completo sin dar ninguna consecuencia de depresión ni dependencia como algunos fármacos.

Valeriana: (Valeriana officinalis), Se le atribuye propiedades sedantes y tranquilizantes, actuando en el sistema nervioso, pero exixten muy pocos estudios que avalen su eficacia.

fitoterapia valeriana

Scutellaria: (Scutellaria laterifolia), se le atribuyen propiedades como espasmolítico, diurético y sedante. Su consumo a dosis altas puede producir confusión mental y hepatotoxicidad.

Las plantas medicinales hacen parte de un enorme campo terapéutico, pero por no estar del todo regulada y no tener suficientes estudios al no ser de gran importancia para los profesionales de la salud, se usa indiscriminadamente por parte de los pacientes, lo cual no es recomendable ya que se aconseja no auto medicarse ni excederse en el consumo de ninguna planta medicinal ya que pueden llegar a ser tóxicas.

Sobre Susana Caballero

Mira también...

beneficios del árbol de té

El árbol de té, sus mayores beneficios los aporta el aceite

Califica este post El árbol de té, es una especie de arbusto, el cual su …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.