Inicio / Otros / Migraña, causas, síntomas y tratamiento

Migraña, causas, síntomas y tratamiento

Califica este post

No todos los dolores de cabeza son migraña, aunque el dolor de cabeza sea uno de los síntomas más comunes de esta, la migraña se debe a la dilatación de las arterias situadas en el cráneo generando una sensación intensa de palpitos, generalmente a un lado de la cabeza aunque a veces puede afectar ambos y estar acompañada de otros síntomas como nauseas, vomito, visión borrosa, gastritis entre otros.

Aunque la migraña es cada día más común y puede iniciarse a cualquier edad, generalmente aparece en personas entre los 10 y los 30 años de edad y disminuyendo y a veces desapareciendo después de los 50 años, suele ser más frecuente en las mujeres que en los hombres.

Usualmente las personas que padecen esta enfermedad, tienen familiares que también la padecen ya que es tendencia y puede ser transmitida genéticamente. Las migrañas tienden a aparecer primero entre los 10 y los 45 años. Algunas veces, comienzan antes o más tarde en la vida

Causas

Se dice que su desencadenante es un estímulo frente al cual la persona que sufre de esta es hipersensible y este estimulo activa diferentes estructuras del sistema nervioso; sus principales causas aún son desconocidas ya que son difíciles de identificar y varían de acuerdo a cada persona, pero entre las más frecuentes se encuentran:

  • Herencia: Aunque la forma de herencia no está totalmente establecida, se ha identificado el gen que la transmite situado en el cromosoma 9.
  • Edad: Debido a los cambios hormonales, se dispara la incidencia de migraña en las mujeres.
  • Estrés y la ansiedad: Es necesario aprender a relajarse aprender a buscar alguna forma de distracción para no caer de lleno en estas situaciones.
  • Hormonas : Lo más frecuente es padecer una o dos crisis al mes, fundamentalmente en la época de primavera y otoño, y éstas pueden llegar a durar de 4 a 72 horas. Además del intenso dolor de cabeza estas dolencias van acompañadas de otros síntomas como náuseas, fotofobia o vómitos. En menor medida pueden provocar irritabilidad, anorexia, vertigos y mareos. La migraña suele empeorar con la ovulación y la menstruación, así como con la toma de anticonceptivos orales. El embarazo, sin embargo, suele mejorar transitoriamente la migraña y muchas mujeres mejoran extraordinariamente cuando desaparece llegan a la menopausia.
  • Ingestión de alcohol y dieta: Algunos alimentos y bebidas pueden desencadenar ataques de migraña. Por ejemplo, el alcohol, especialmente el vino tinto o burdeos; los chocolates, las salsas, las comidas con glutamato monosódico (MSG); productos que contienen tiramina; o las carnes en conserva con nitratos.

causas de migraña

  • Falta o exceso de sueño: los dos excesos son malos y también pueden ser un desencadenante de la migraña.
  • Factores del medio: Es de los factores más difíciles de controlar ya que indirectamente siempre estamos expuestos a estos como el tiempo o los cambios de temperatura, las luces deslumbrantes o las fluorescentes, las pantallas de ordenador, los fuertes olores y las elevadas altitudes.

Tratamiento

Lamentablemente, la información que se tiene para combatirla es escasa. Ya que se sabe que existen cambios en el flujo sanguíneo arterial en el cerebro y las cubiertas craneales, pero no está claro si la vasodilatación es una causa o consecuencia de la migraña, a continuación algunos consejos:

  • La combinación de yoga, ejercicios respiratorios y técnicas de relajación reduce la frecuencia y el dolor que ocasiona la migraña.
  • Herbarios, como el extracto de la raíz de la denominada «petasita», que parece ser seguro si se toma durante un periodo corto para evitar estos terribles dolores de cabeza que aturden al paciente por horas o días.
  • La acupuntura funcionaría mejor que drogas como la aspirina a la hora de disminuir la gravedad y la frecuencia de los dolores de cabeza crónicos.
  • Reposar en  ambientes tranquilos, evitar el ruido y la luz excesiva

Prevención de la migraña

Evita el bajo nivel de azúcar en la sangre. Si deseas controlar tu nivel de azúcar en la sangre, debes comer comidas pequeñas con frecuencia. No te saltes ninguna comida a lo largo del día. Evita los carbohidratos refinados como el azúcar y el pan blanco. Puedes sustituir el pan blanco por el pan integral que no te causará ningún problema.

Para cada una de tus comidas pequeñas, escoge alimentos como frutas y verduras frescas, junto con un alimento que tenga proteínas como un huevo o las carnes magras. Esto te ayudará a que el nivel de azúcar en la sangre se mantenga estable a lo largo del día.

Evitar los alimentos con tiramina y nitritos: Algunos alimentos que contienen estos compuestos son las berenjenas las papas, las salchichas, el tocino, el jamón, la espinaca, el azúcar, el queso curado, la cerveza y el vino tinto.

Mantener una buena hidratación: Uno de los principales factores desencadenantes de las migrañas es la deshidratación. Debido a que el organismo necesita mucha agua al día, el cuerpo responde a la falta de agua causando dolor y malestar. La deshidratación también produce otros síntomas como la fatiga, la debilidad muscular y mareos.

como tratar la migraña

La mejor forma de mantenerse hidratado es tomando agua pura. Otras bebidas que también pueden ayudarte a estar hidratado son aquellas que no contengan cafeína y que tengan poca azúcar o edulcorantes artificiales.

Sobre Susana Caballero

Mira también...

Liberar estres

¿Estrés? 5 técnicas de relajación que te ayudarán a controlarlo

5 (100%) 1 voto A diferencia de lo que muchas personas creen, el estrés es …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.